Livin' the dolce life

¿Hambre Real o Hambre Emocional?

Julio 10, 2017 8:20 am

Share on FacebookTweet about this on TwitterPin on Pinterest

En estas semanas muchas y muchos estamos en exámenes, entregas finales y pendientes por todos lados. Y, hay algo que pasa en nosotros en momentos como estos, nuestros niveles de ansiedad aumentan y el hambre llama a toda hora, así que comenzamos a picar un poco por aquí, y un poco por allá.

Ph: Alimenta tu Bienestar

¿Te ha pasado? ¿Tienes mucha hambre a pesar de ya haber comido? Muchos decimos inmediatamente “es por la ansiedad”, y en muchos casos es cierto, la ansiedad no nos permite quedarnos quietos y pareciese que lo único que logra calmarnos es comer algo, para así estar “ocupados” en algo… ¿pero qué tan cierto es eso?

Una de las primeras cosas que debes saber, es conocer (y aprender a diferenciar) es el hambre real del hambre emocional.

¿Primera vez que escuchas sobre el “hambre emocional”? Pues es el hambre que tenemos y que está vinculado con nuestras emociones. Un día pesado en la universidad, en el trabajo, una pelea con nuestra pareja o con nuestra familia, u otras situaciones, en las cuales sentimos estrés, ansiedad y tristeza, son algunos de los principales desencadenantes de éste hambre emocional, donde, para “calmar” estas emociones, recurrimos a la comida… Pero, probablemente no recurrimos a un vaso de agua o una manzana, sino a lo inmediato (siguiendo el ritmo acelerado de la ansiedad) y comemos algo poco saludable y lleno de azúcares, que irónicamente, sigue aumentando nuestro nivel de ansiedad.

Ph. SpeechFoodie

Si quieres empezar a ser más consciente de tus emociones tu alimentación, pensemos ¿Cuántas veces comemos a causa de nuestras emociones y cuántas veces lo hacemos por hambre real? Responde a esta pregunta y empezarás a dar cambios en ti.

Recuerda, no se puede cuidar de nuestro cuerpo sin cuidar nuestra mente, así que toma en cuentas estos 3 consejos para equilibrar mejor tu salud en estas semanas:

  1. Si sientes que te estás poniendo muy ansiosa(o) y quieres comer, sólo pregúntate, ¿realmente tengo hambre? (si es un sí, cualquier alimento calmaría esa hambre) o ¿es un antojo? (por ejemplo, quieres comer específicamente una barra de chocolate, o papitas…, esa no sería un hambre real, sino más emocional).
  2. Si lo que más sientes es ansiedad, come algo saludable (en otros posts puedes ver opciones de snacks saludables!)
  3. Haz una actividad que te relaje, siempre hay tiempo para un estiramiento, hacer ejercicios de respiración, caminar, bailar, pintar, lo que a ti te funcione, recuerda que todos funcionamos de manera diferente.

Ph: Kariera Info

Conocerte más es un gran primer paso para el manejo de nuestras emociones. Hasta un siguiente post!

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

All Rights Reserved. 2017, Dolce Placard

Desarrollado por Warma